El Pozo Naranja

0
655
Foto: Andrés Arequipa.
La Palmera Llaver tuvo un gran partido en el Pozo

En un partidazo, Rivadavia le ganó a domicilio a Atenas por 87 a 85 y ahora jugará ante Luján por la reclasificación para meterse a los cuartos de final. Apaches y Naranjas dieron un gran espectáculo en un juego que terminó muy reñido.

Sin dudas que por momentos fue un partido de Torneo Federal el que disputaron en el Pozo Apache Atenas y Rivadavia. Máxima intensidad, máximo rigor físico y por momentos gran contundencia a la hora de lanzar al aro. Individualidades muy altas de uno y otro lado, como Andrés “Palmera” Llaver en Rivadavia y Guido Mariani en Atenas. Un partido que quizás tuvo un tiempo para cada uno pero en el que terminó ganando el equipo de Minelli por un doble, 87 a 85.

Comenzó mucho mejor Rivadavia, que debe ser el equipo que mejor pasa la pelota en Mendoza, terminó ganando el primer cuarto por 26 a 12 jugando muy suelto y con Llaver anotando 3 triples en ese primer parcial. Atenas despertó a tiempo sobre el final del segundo cuarto, cuando el Naranja prácticamente estaba por liquidar la historia. Una bomba de Guido Mariani desde el perímetro y sobre la chicharra cerró el primer tiempo 41 a 49, con el Rojinegro todavía en partido.

En el tercer cuarto Atenas siguió mejorando en ofensiva, apareció Griffa, que da la impresión que cuando se enoja es invulnerable y de esta forma el Apache cerró ese tercer cuarto abajo por un doble. Otra vez Mariani encestó un triple desde muy lejos y sobre la chicharra, que generó el grito más fuerte de la noche en el Pozo. Rivadavia de todas maneras fue regular y mantuvo su intensidad aunque fue de mayor a menor.

El último cuarto fue muy parejo. Faltando 4 minutos Griffa dejó a Atenas a uno de su rival (73 a 74), con una gran acción individual pero Rivadavia tuvo la madurez suficiente para contrarrestar los distintos sistemas defensivos diagramados por Noria y segundo; la presión en toda la cancha que plasmó en el parquet el local en el último parcial, acción defensiva que los dirigidos de Noria tienen muy entrenada.

A 28” del final Arce corrió media cancha contra el aro para encestar una bandeja que iba a ser decisiva. En la última, Griffa estuvo muy cerca de convertir el triple ganador, pero no entró y ahí se fue el partido.

Los dos dejaron todo, dieron un gran espectáculo y demostraron que van a ser, seguramente, animadores del camino hacia el campeonato de la A1.

DSC 8978

SÍNTESIS:

ATENAS SPORT CLUB (85): Rodrigo Lavezzari 8, Agustín Blanco 10, Guido Mariani 25, Rodrigo Griffa 14, Diego Oteiza 10 (FI) Enzo Asumma 0, Lucas Jezowoicz 9, Gabriel Rivero 9. DT: Gustavo Noria.

CENTRO DEPORTIVO RIVADAVIA (87): Stefano Arancibia 0, Matías Jaimes 16, Andrés Llaver 22, Diego Arce 9, Abel Trejo 16 (FI) Agustín Gómez 20, Renzo Gómez 2, Federico Grenni 2. DT: Fernando Minelli.

Árbitros: Leonardo Barotto y Leandro Robles.

Parciales: 12-26, 41-49, 66-68 y 85-87.

Tiros Libres: Atenas 18/24 Rivadavia 13/20

5 faltas: Jezowoicz (A) y Gómez (R)

Estadio: Pozo Apache, Atenas.

La Figura: Guido Mariani, Atenas.

 DSC 9018

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre